No puedo quedarme en casa – En CURSO… (COVID BCN PROJECT)

Ellos no pueden quedarse en casa porque no tienen hogar. Duermen en la calle o en casas ocupadas en Barcelona. Son españoles y extranjeros, con documentos son sin ellos que ha venido a España en busca de una vida mejor. Algunos son refugiados, jubilados de bajos ingresos, inmigrantes, personas que han perdido sus hogares e incluso algunos ciudadanos que han decidido vivir en la calle como experiencia vital.

Viven en tiendas de campaña rudimentarias o en pisos ocupados ilegalmente. Tienen graves problemas para poder acceder a alimentos y productos de primera necesidad de manera regular. Dependen en muchos casos de las donaciones de asociaciones de vecinos para poder comer de manera regular. En algunos casos, la prolongación de su vida en la calle les está ocasionando problemas derivados con el consumo de drogas.

La crisis del coronavirus ha hecho que empeorara la precaria situación que ya venían viviendo en la mayoría de los casos.